octubre 25, 2021 0 Comentarios

  • Poseedor de una belleza natural deslumbrante, el parque nacional Queulat se ha convertido en el más visitado en la región de Aysén. La facilidad de acceso y la amplia variedad de senderos de distinta duración y dificultad, permite que miles de turistas lo visiten al año.

 

No ha pasado mucho rato desde que dejamos atrás Coyhaique rumbo al norte por Carretera Austral, y ya tenemos la sensación de estar ingresando a la verdadera Patagonia. A aquella del imaginario colectivo y que narran los cuentos. Esa de bosque siempre verde, lluvias torrenciales y ríos caudalosos. También de hielos eternos y de fiordos. Nos despedimos de la estepa patagónica que caracteriza a la zona que rodea a la capital regional poco antes de llegar a bifurcación del camino que lleva a Puerto Aysén. Más adelante dejamos atrás la pequeña Villa Maniguales (que ofrece servicios básicos y carga de combustible) y el cruce hacia Puerto Cisnes. En ese punto comienza un ascenso al tiempo que rodeamos el parque nacional Queulat en un sector alto de la Ruta 7 que se conoce con el nombre de Portezuelo, donde nos enfrentamos posteriormente a 33 curvas en una cuesta de bajada. Vamos en busca del ventisquero colgante más popular en Aysén en un inolvidable Tour Carretera Austral Norte de Recorramos Chile.

El Queulat, que significa “sonido de cascadas” en lenguaje de chonos, se encuentra a aproximadamente a cuatro horas en vehículo desde Coyhaique hasta alcanzar el acceso El Ventisquero, que es el sector más visitado del parque. Una vez ahí estacionamos y pasamos a registrarnos en la oficina de Conaf, en un sector en donde también encontramos una caseta con baños. El Queulat, que forma parte de la Ruta de los Parques de la Patagonia, posee una superficie de 154 mil hectáreas y cuenta con tres accesos: Ventisquero (donde nos encontramos), Angostura (a 12 km al norte de Puyuhuapi, donde comienza el sendero Los Pumas), y El Portezuelo (ingreso al Bosque Encantado)


RUMBO AL VENTISQUERO COLGANTE

Insertarse en un santuario de la naturaleza como éste hace que uno se llene de energías durante un Tour Carretera Austral Norte. Abundan acá los Arrayanes, los canelos y las nalcas. Esta última es una planta enorme característica de nuestra Patagonia y que pueden alcanzar incluso dos metros de diámetro. Su tallo es comestible. Nos disponemos a seguir el sendero Ventisquero Colgante, que consiste en una ruta de 3,3 kilómetros de largo que nos lleva hasta un mirador panorámico a 300 metros de altura y que nos coloca cara a cara con el glaciar. Los primeros dos kilómetros son los más duros, pues nos enfrentamos a un desnivel de casi 200 metros. No se hace pesado por el hecho de estar disfrutando del bosque, el canto de las aves y prístinas vertientes. Antes de partir la caminata nos equipamos con zapatos y ropa apta para la lluvia, además de un snack (como frutos secos o un sándwich) y protector solar.

Tras dos horas aproximadamente llegamos al mirador, que básicamente es un pequeño sector plano con un rincón de descanso techado y una baranda. El lugar nos regala imponentes vistas al Ventisquero Colgante Queulat, de cuyos hielos se desprenden dos cascadas enormes que a simple vista parecen tener unos 400 metros de alto. Entremedio se ven rocas en un lugar donde antiguamente había hielo, pero que hoy es el fiel reflejo del impresionante retroceso de los hielos durante las últimas décadas. Pero eso no es todo. Desde las montañas también se forman decenas de caídas de agua de origen glaciar y que alimentan a lalaguna Témpanos que observamos abajo

LOS OTROS SENDEROS DEL QUEULAT

El parque nacional nos regala tres alternativas para hacer excursionismo. La primera y más sencilla es un sendero plano de 400 metros de largo ida y vuelta (inclusivo, permite ingreso de sillas de rueda) entremedio de un bosque siempre verde. Al final de este camino se llega a un mirador panorámico desde el cual se puede ver a lo lejos el Ventisquero Colgante. Esta ruta es para aquellos que cuentan con menos tiempo para una visita, o bien desean hacer una caminata suave, sin contratiempos.  

El segundo trayecto a pie de tiene un largo de 1,2km y conduce hasta el sector de laguna Témpanos, donde se puede iniciar un paseo en lancha que lleva hasta los mismos pies del Ventisquero Colgante Queulat. El tercero, en tanto, es un pequeño circuito de 350 metros llamado El Aluvión, y que también es muy sencillo de recorrer. Cualquiera sea la opción, la experiencia en Queulat junto a Recorramos Chile te dejará sin aliento antes de continuar camino hacia el pueblo de Puyuhuapi, en la Carretera Austral Norte

 

    



Ver artículo completo

EL OTOÑO EN CARRETERA AUSTRAL
EL OTOÑO EN CARRETERA AUSTRAL

mayo 06, 2022 0 Comentarios

  • El término del verano marca una de las mejores estaciones del año para viajar a ruta escénica por excelencia de Chile. Los lagos, glaciares y fiordos representan un mágico contraste con aquellos colores ocres de los árboles a los pies de la cordillera. La experiencia se intensifica, además, gracias a que no hay mucho turista y hay más posibilidades de observar fauna nativa.

    Ver artículo completo
    EL AMANECER EN LOS GÉISERES DEL TATIO
    EL AMANECER EN LOS GÉISERES DEL TATIO

    abril 08, 2022 0 Comentarios

    En un comienzo parece ser un suplicio para aquellos que son -somos- malos para madrugar. El plan es así: despertar en el hotel en San Pedro de Atacama a eso de las 4 de la mañana, para viajar 90 kilómetros (2 horas) en medio de la oscuridad de la noche y el desierto rumbo a uno de los más importantes atractivos turísticos de la región de Antofagasta y, por qué no, del país.

    Ver artículo completo
    DESCUBRIENDO EL SITIO ARQUEOLÓGICO ALDEA DE TULOR
    DESCUBRIENDO EL SITIO ARQUEOLÓGICO ALDEA DE TULOR

    abril 08, 2022 0 Comentarios

    Por unos instantes podríamos pensar que nos encontramos de visita en una aldea en África. En Namibia, tal vez, debido a su semejanza con este paisaje desértico que estamos visitando y donde hallamos unas casitas de barro que tienen una base circular y unos techos cónicos de algarrobo y brea. Estamos en la Aldea de Tulor, uno de los sitios arqueológicos sedentarios más grandes del norte del Chile y que está ubicado al suroeste de San Pedro de Atacama.

    Ver artículo completo

    Suscríbete